¿PROBLEMAS CON LA RED WI-FI DE TU CASA U OFICINA? 08/12/2020

Te contamos cómo mejorar el alcance y velocidad de la red Wi-Fi de tu casa u oficina. Trucos y dispositivos para mejorar la conexión de Internet Inalámbrica

¿PROBLEMAS CON LA RED WI-FI DE TU CASA U OFICINA?

El alcance y la velocidad de la red inalámbrica es un problema en muchos hogares y oficinas. Zonas donde la señal es tan baja que resulta imposible conectarse o una velocidad muy baja pese a poseer un abono de alta velocidad son los problemas más habituales. Hay muchas formas de optimizar una red WI-FI pero hoy te contamos dos estrategias muy simples y con excelentes resultados, que son lograr una buena ubicación del router inalámbrico y la ayuda de los extensores de señal WI-FI o puntos de acceso WI-FI, unos aparatos muy fáciles de usar, con bajo costo y alto beneficio.

Ubicación del router

El lugar donde se instala el router, ese aparato que se encarga de distribuir la señal inalámbrica de Internet, es de vital importancia. La primera tentación es colocarlo en un lugar escondido para que no afee la decoración de la casa. ¡Craso error! El router se debe ubicar lo más cercano posible a las computadoras y equipos que se quieren conectar a Internet y, a la vez,  hay que lograr que haya la mayor distancia posible con obstáculos, como paredes, paneles metálicos o techos, entre otros.

Un error habitual es esconder el router atrás de la tele. Los grandes paneles LCD o LED pueden bloquear parte de la señal. Tampoco es aconsejable colocarlo en una estantería oculto con libros o adornos y, menos que menos, guardarlo un cajón o una espacio cerrado con puerta, tan típicos en los muebles del living.

¿Arriba o abajo? Sin duda, es mejor ubicar el router en una zona elevada, lejos del suelo. Tampoco es necesario colgarlo en altura como un cuadro. A nivel de una mesa es suficiente.

Para lograr la mayor cobertura en todo el hogar, es importante la equidistancia. Por ejemplo, tratar de ubicarlo en la habitación más central de la casa de una planta. Claro, hay que tener en cuenta los muros que deba atravesar la señal, porque las paredes y puertas disminuyen el alcance considerablemente.

Extensores de señal Wi-Fi

También conocidos como amplificadores de señal o puntos de acceso WI-FI, son aparatos que extienden la señal inalámbrica que emite el router. Su tarea es ser un repetidor de la señal de Internet inalámbrica. Capta la señal WiFi original del router y la amplia para que llegue más lejos. Es la misma señal con el mismo nombre de usuario y contraseña, lo que resulta práctico porque no hay que configurar una red diferente en cada dispositivo que se desea conectar a la red. Son los mismos dispositivos los que deciden conectarse directamente a la señal del router o a la del extensor.

La ubicación del extensor también es importante. Para que capte bien la señal del router hay que colocarlo en un punto intermedio entre el router y los dispositivos más alejados.

Puntos de acceso Wi-Fi

Cuando se trata de distribuir la señal en casas muy grandes, oficinas o edificios, el extensor puede resultar insuficiente y es mejor optar por un punto de acceso WI-FI. Estos dispositivos crean una red de área local inalámbrica (WLAN). El punto de acceso se conecta a un router (también puede ser a un switch o hub) por un cable Ethernet y proyecta una señal Wi-Fi en un área designada.

Los extensores de red tienen la ventaja de que se conectan en forma inalámbrica al router, mientras que los puntos de acceso lo hacen por cable ethernet. Pero, a la vez, pueden conectar hasta 20 dispositivos al mismo tiempo mientras que los puntos de acceso rondan los 60 equipos. Lejos de competir, muchas veces la optimización de una red WI-FI puede utilizar ambos dispositivos (extensores y puntos de acceso) en forma combinada. Asesórese en ventas@xtr.com.ar